Blogia
El Cronicón Cinéfilo

El Paraíso de los Perdidos

En esta paradójica existencia suelen mezclarse los días en que tras una alegría insuperable le siga un llanto difícil de consolar, esa sensación de vacío impertinente derivada de esta característica tan humana de creerse el centro del mundo siendo, simplemente, partículas intrascedentes de un universo insondable.

Pero debemos rehuir los epitafios hipócritas y mirar al futuro a sabiendas de que todavía estamos a tiempo de cambiarlo. En Europa, en África o en Irak, por supuesto. La muerte, esto también lo sabéis, nunca entendió de nacionalidades. Tampoco lo debería hacer el dolor, el tiempo y atención prestada al mismo...

Bueno, hoy tocaba el post de Lost, esos supervivientes (o no) de un accidente aéreo perdidos, pues sí, en una isla (o no), inmersos en un argumento vibrante y gozoso que aúna el drama intimista-existencial con la aventura extrema, el terror modalidad monster movie con la ciencia ficción conceptual, es decir: Defoe, Verne, Haggard, Stevenson, Doyle...

Utilizando, de forma brillante, los mecanismos de los seriales de toda época y condición, sacándole un gran partido al clifthanger, dosificando –a cuentagotas- la información esencial definidora de cada episodio, Lost se ha convertido en la serie más seductora de lo que va de temporada estival (con perdón de 24 o Mujeres desesperadas) y, sin duda, la que más seguidores está condenada a acumular en el competido prime time de la noche de los jueves..



Los más impacientes, los que no tenéis fuerzas ni espíritu para poder superar la espera semanal, podéis visitar Lostzilla, una web fanófila repleta de spoilers, argumentos y resúmenes de todos los capítulos, rumores, noticias... en castellano. En fin, el paraíso de los perdidos.

0 comentarios