Blogia
El Cronicón Cinéfilo

Ser... comedia

El otro día (son)reía alegremente en un pase televisivo de Ser o no ser de Ernst Lubitsch, no solo disfrutando de la enorme causticidad de sus actores, sino porque sigue manteniendo intacta su condición de engranaje perfecto al servicio de una historia, esencialmente, satírica, que no renuncia ni a uno solo de los valores cinematográficos que siguen haciendo de ella una de las mejores comedias del Siglo XX.

 


El argumento ya lo conocéis: en la Polonia 1939 una compañía de teatro prepara la representación de una obra irónica que tiene como protagonista a un Adolf Hitler de caricatura. Previendo una rápida invasión, los responsables del teatro obligan a cancelar la función justo antes del estreno, proponiendo a cambio la reposición de la obra estrella de la compañía, Hamlet. Con la invasión germana, la trouppe se disuelve integrándose, en su totalidad, en la Resistencia, para la que trabajan utilizando la técnica que mejor conocen: sus notables registros para la actuación y el camaleonismo.


Las situaciones ingeniosas se resuelven imparables en una sucesión de sketchs sumamente inspirados que funcionan como compartimentos estancos dentro de una estructura global de ascendencia lúcida, supeditada a la elaboración de un discurso mordaz y sumamente irreverente (a pesar de la sutileza con la que Lubitsch lo presenta).

 


 


De ritmo ágil y diálogo perspicaz, el guión de Ser o no ser basa su comicidad en la confusión y el malentendido (del que no rehúye ni siquiera en su título), jugando con la apariencia y la teatralidad de la puesta en escena y, por supuesto, haciendo un sitio para uno de los running gags más divertidos del séptimo arte. Pero ya no cuento más: ésta tenéis que verla.

6 comentarios

J. P. Bango -

Lo recomiendo, Andrés, y en unos días tendrás el enlace correspondiente.

Por lo demás: más que una obra maestra, ¡asignatura obligatoria en los colegios!

Queco -

Obra maestra absoluta!

Andrés Mego -

Hola

Te invito a visitar mi blog con crítica de cine, lo he puesto hace poco y ahora me estoy presentado al vecindario.

La Tetona de Felllini

http://tetonadefellini.blogspot.com/

Me gusta tu blog y lo he puesto entre mis links. Si te parece, te agradecería mucho que puedas recomendar el mío.

Saludos
Andrés

Max Renn -

Obra maestra absoluta. Fácilmente puede estar entre las 10 mejores comedias de todos los tiempos (hasta donde yo sé).

Recuerdo haberla visto cuando me iniciaba en el cine clásico y que me maravilló de principio a fin.

Sus diálogos y personajes deberían ser Patrimonio de la Humanidad.

Marnie -

Ésta es una de mis películas favoritas. La he visto decenas de veces, y siempre me hace volver a reír y a emocionarme como la primera vez. Una pieza perfecta.

Me encanta Lubitsch (ahora que no nos oye Alfred).

Manuel Márquez -

Sí, señor, compañero, una obra maestra absoluta (y una excelente reseña para glosarla, que todo hay que decirlo). Gracias por hacérmela recordar.

Un cordial saludo.