Blogia
El Cronicón Cinéfilo

Una (Bella) Historia China de Fantasmas

 

Buceando en las entrañas de la melancolía, no es difícil volverse a encontrar con esta película de naturaleza entrañable y resultados seductores, una de las cintas de género favoritas de quien esto escribe y firma, digna de formar parte, claro que sí, de mi (discutible pero selecta) videoteca escogida.

Una Historia China de Fantasmas, tal y como su título español advierte, es un cuento protagonizado por espectros, exonerado de toda pretensión por cuenta de un guión imaginativo y delirante, construido sobre una compilación de escenas más o menos sofisticadas (montadas de forma instintiva y funcional), sazonadas –no por casualidad- de un humor cómplice y esencialmente grotesco. Nunca quiere ser una obra perfecta, ni siquiera una gran obra, pero de cada una de sus escenas se desprende un regusto delicioso, levemente inmortal.

El film de Ching Siu Tung narra la historia de un joven estudiante (también cobrador de impuestos), destinado a una aldea provinciana rodeada de bosques misteriosos que ocultan cementerios y santuarios repletos de espectros y aparecidos. Ante la imposibilidad de costearse un alojamiento, decide pasar la noche en un templo (dicen) maldito donde tendrá su primer contacto con demonios, fantasmas y demás entidades sobrenaturales que desean, ante todo, saciar sus estómagos diabólicos con almas jóvenes.

Investido con el don de la impericia, el joven estudiante, sin embargo, logra sobrevivir al acoso de los demonios en su primera noche y, más que eso, comienza a sentirse atraído por una hermosa fantasma que, en un acto de misericordia, se convida a perdonarle la vida. Aunque el estudiante desconoce la condición de la joven (no sólo es un espectro condenado sino que, además, está prometida al mismísimo Señor de las Tinieblas), se propone liberarla de la pena que la aprisiona. Cándido pero valeroso, el estudiante se aliará con un rudo luchador (habituado a las luchas con espíritus desorientados) y se adentrará hasta el mismísimo infierno para intentar salvar el alma de su amada.

 

 


Una Historia China de Fantasmas está llena de imágenes fascinantes: demonios deslenguados, vuelos imposibles, artes marciales de linaje mágico, avernos envueltos en niebla, cabezas mordedoras, túnicas extensibles hasta el infinito... Pedazos de Cine Fantástico, (por encima de todo: fantástico), reunidos en torno a una historia cautivadora, romántica, imperecedera.

 

Seguramente, una de las películas más bellas (y divertidas) que uno recuerda haber visionado.

7 comentarios

tnb -

Perdón, rectifico, me refería al canal Cinemanía.

tnb -

Este mes están pasando en el canal de tv, calle 13, la segunda y tercera parte.

EKI -

Yo me la compre (la vi hace tiempo en la tele y al verla en el estante no pude resistirme) hace unos 2 meses en un kiosko en barcelona por 9.99 leuros, asi que no hay excusa, que el precio lo vale.

J. P. Bango -

Uff, ni idea. La última vez la vi por la tele, en deficientes condiciones, y seguía siendo excelente.

Búscala: no te defraudará.

J. P. Bango -

Uff, ni idea. Mi último contacto con ella fue en un canal de televisión... y doblada.

Y aún así sigue mereciendo la pena, así que...

KesheR -

Pues ésta no la pongo a bajar porque no la encuentro en VOS. Si sabes, dame un toque :)

KesheR -

Pues bajando